SEOs y teletrabajo: cómo gestionar la jornada laboral de los empleados sin oficina

Cada vez son más los trabajadores que no acuden a la oficina para realizar su trabajo. El teletrabajo ha llegado para quedarse y cada vez son más las personas que optan por este medio por la gran cantidad de ventajas que ofrece. Pero aquí surge una duda para las empresas ¿cómo se puede gestionar la jornada laboral de los empleados sin oficina?

A lo largo de este artículo te vamos a mostrar las claves que están haciendo que las empresas puedan gestionar todo correctamente sin la necesidad de que el trabajador tenga que pasar por la oficina. De esa manera, el trabajador se beneficia de no tener que ir a la oficina y la empresa también puede reducir gastos.

Ley de Control Horario

La empresa tiene la obligación y el derecho a controlar que el trabajador cumple las horas laborales por las que ha sido contratado. Eso significa que tiene la obligación de dejar constancia de la hora de entrada y salida del trabajador durante una jornada laboral. Con ese control horario, no solo se puede cumplir la ley, también se consigue que la empresa pueda tener constancia de que el trabajador realmente cumple el contrato.

Para dejar constancia de todo, lo mejor es optar por un buen software de control horario. En la actualidad hay muchos, pero el más completo es el software de control horario de Bizneo. El mismo no solo permite controlar a los trabajadores que están en sistema de teletrabajo, también permite controlar a los trabajadores que acuden a la oficina. Es un programa que se encarga del control de todos los trabajadores bajo un mismo sistema, lo que hace que todo sea mucho más sencillo. Además, con este tipo de software, el departamento de Recursos Humanos lo tiene todo mucho más fácil. Así pueden ahorrar tiempo y dedicarlo para otros fines que beneficien a la empresa.

Por otra parte, tenemos que recordar que, con la nueva Ley de Control Horario, la cual entró en vigor en mayo de 2019 obliga a todas las empresas a registrar los horarios de los trabajadores. No importa la función ni el tamaño, toda esa información debe ser recogida por la empresa y guardarla durante al menos cuatro años. En caso de inspección laboral, si esa información no está registrada y guardada, la empresa se enfrentará a una infracción grave, la cual puede ir acompañada de una multa elevada.

Para evitar una situación incómoda para la empresa, todos los negocios han implantado un sistema u otro de control horario. Al principio algunas empresas tuvieron algunos problemas de adaptación, pero hoy en día se ve como algo normal. Incluso los trabajadores que están teletrabajando ven este sistema como algo positivo.

¿Cómo saben las empresas si un teletrabajador realmente trabaja?

Algunas empresas se hacen esa pregunta y la respuesta es muy sencilla. En primer lugar, el trabajador tiene que realizar el registro de sus horarios para cumplir la ley. Eso ya de por sí garantiza a la empresa de que el trabajador realmente está haciendo su función.

El trabajador que trabaja desde casa siempre tiene que estar disponible para la empresa durante el horario laboral. Eso quiere decir que, si el trabajador no responde, entonces deberá dar explicaciones ya que está en horario laboral. No quita que el trabajador tarde un par de minutos en responder porque esté haciendo algo o esté en el servicio. Pero debe responder lo antes posible. Además, si atiende a clientes, el mismo siempre dará un buen servicio.

Por otra parte, en el caso de que el trabajador solo produzca, entonces la empresa podrá ver si realmente está haciendo bien su trabajo a través de la producción. En este caso, es fácil medir. La empresa hará un estudio precio de la producción que puede hacer un trabajador desde casa. Si la misma es igual o superior a la establecida, entonces no habrá problemas porque quedará demostrado que el trabajador está trabajando para dar beneficios a la empresa. En el caso de que la producción fuese más baja de lo debido, entonces la empresa puede ponerse en contacto con el trabajador para obtener explicaciones. En ese supuesto, puede que el trabajador realmente no esté desarrollando su actividad y en consecuencia no esté cumpliendo su contrato. Pero por suerte, en la gran mayoría de ocasiones, ese problema no existe y el trabajador cumple sin problemas el contrato de trabajo.

¿El trabajador puede rendir más teletrabajando?

Es algo que se preguntan muchas empresas a la hora de dar al trabajador la libertad que buscan a través del teletrabajo. Y es que las empresas lo que buscan es producción y rentabilidad, por lo que muchas tienen miedo de optar por el teletrabajo.

Si tenemos en cuenta los datos, podemos concluir que la producción de un teletrabajador puede ser igual o incluso superior a la de un trabajador en la oficina. Todo depende de diferentes variables, pero muchos estudios indican que el trabajador rinde más en casa que en la oficina. Por ejemplo, el rendimiento en la oficina puede ser menor porque el trabajador ya llega cansado del desplazamiento, tiene ruidos que le molestan y algunas distracciones. Todo eso sumado puede hacer que el rendimiento sea inferior.

En cambio, el teletrabajador está más a gusto en casa, no tiene que desplazarse… y todo eso en conjunto hace que la producción sea superior. Por supuesto, todo dependerá de cada caso, de aquí que las empresas examinen a fondo el rendimiento de sus trabajadores para ver si realmente les sale rentable o no.

Algunas empresas tras la pandemia se han dado cuenta de que para ellas la mejor opción es optar por el teletrabajo. Los trabajadores rinden más, están más cómodos y los costes en la oficina son más bajos. En cambio, otras empresas en cuanto han tenido la oportunidad han obligado a los trabajadores a acudir a la oficina. Lo que está claro es que hay muchas variables que pueden influir y deben ser estudiadas por la empresa para ver qué opción encaja mejor con lo que buscan.

¿Te ha resultado útil esta información? Valórala.
0 basado en 0 opiniones